Rafael Sanzio - Retrato de Andrea Navagero y Agostino Beazzano

1516
Lienzo, 76 x 107 cm Roma, Galleria Doria Pamphili

Rafael Sanzio - Retrato de Andrea Navagero y Agostino Beazzano

Podemos suponer que fue pintado en abril de 1516, cuando los dos humanistas Andrea Navagero y Agostino Beazzano se encontraban en Roma; es a esa época a la que se remonta sin duda el proyecto de Rafael de organizar una excursión a Tívoli precisamente en compañía de dos doctos, Baldassar Castiglione y Pietro Bembo, que anuncia esta excursión en una carta dirigida al cardenal Bibiena y fechada el 3 de abril del mismo año. Esta ocasión festiva de un breve viaje a los alrededores de la Ciudad Eterna, probablemente dictada por el interés por los vestigios que allí se encontraban, sería poco anterior al regreso de Navagero al norte de Italia, reclamado por su nombramiento como bibliotecario de la república veneciana. Se puede por lo tanto plantear la hipótesis de que Rafael ejecutase el doble retrato en unos plazos muy limitados. A pesar de ello, esta pintura que en 1530 se conservaba en Padua, en casa de Bembo, hasta que en 1538 fue regalado a uno de los retratados, Agostino Beazzano figura entre los retratos (el de Tommaso Inghirami, el de Julio II, el de Baldassar Castiglione y el de Bindo Altovinti) en los que Rafael logra no sólo hacer partícipe al espectador de la psicología de los personajes inmortalizados por él sino también poner al propio espectador en una relación de total proximidad física con ellos.

Si bien a finales del siglo XIX la atribución a Rafael no fue unánimemente acogida por la crítica, en el estado actual de los estudios se considera este lienzo de plenaautografía rafaelesca.

Las obras de arte más buscadas del Rafael

logo slobidka 256

slobidka.com